Ir al contenido principal
Buscar
URV

Modalidades de pago del importe de la matrícula

Pago Único:

Al realizar la automatrícula, se paga de una sola vez el importe total correspondiente al importe de la tutela académica, las tasas y los seguros. En el caso que se deban matricular asignaturas como complementos de formación, también se incluirá este importe. Puedes realizarlo:

  • Domiciliado: el recibo se domicilia a la entidad bancaria escogida por el estudiante a los 6 días de haber realizado la matrícula. Se deberá haber firmado y entregado al Servicio de Gestión Académica el orden de domiciliación bancaria SEPA.
  • Tarjeta: puede ser tarjeta de crédito/débito (VISA, MasterCard...). Se requerirá que introduzcáis el número de la tarjeta, su fecha de caducidad y el código de seguridad. La tarjeta debes estar asociada a una cuenta con fondos suficientes para hacer posible el cargo correspondiente.

Si no os conviene estas modalidades de pago, podéis pedir a automatricula@urv.cat pagar a través de recibo en efectivo se os generará un recibo con un código de barras que deberéis pagar personalmente yendo a una de las entidades bancarias indicadas o bien realizando el pago por banca en línea o banca electrónica. La información bancaria necesaria para efectuarlo (emisora, referencia, identificación e importe) consta en el código de barras que aparecen al pie del recibo de matrícula. En el caso que se quiera ejecutar este pago desde el extranjero también deberéis solicitar que se os facilite una ficha de transferencia bancaria.

Importante:

Recuerda que tienes la obligación de realizar los pagos de la matrícula en el plazo correspondiente.
No pagar el recibo en el plazo correspondiente conlleva la situación de suspensión temporal. Hasta que no se regularicen los importes pendientes, entre otras, las evaluaciones no tendrán validez académica, y no se podrá formalizar una nueva matrícula en la URV.
Además, de acuerdo con el procedimiento de gestión de impagos de matrícula que ha acordado la universidad, cada recibo impagado puede incorporar un recargo en su importe inicial.